BlogSHIFT eLearning

Nuestro blog proporciona las mejores prácticas, consejos, ideas y tips de capacitación corporativa, diseño instruccional, eLearning y mLearning.

Para visitar el blog en inglés haga clic aquí
    All Posts

    x-Learning: 3 consejos para diseñar experiencias de aprendizaje en su empresa

    El uso cada vez mayor de dispositivos móviles y el crecimiento de la adopción de tecnologías como la IA requiere cambios drásticos en la forma en que las organizaciones crean cursos virtuales. El nuevo paradigma de xLearning (donde x = el aprendizaje se basa en eXperiencias.) se trata de cambiar completamente el enfoque en la cadena de valor tradicional donde el profesor y el contenido eran los protagonistas a un modelo ahora centrado en el estudiante y la experiencia.


    ¿Por qué a través de experiencias?

    Aprendemos a través de la experiencia. Cuando hablamos de experiencia nos referimos a la acción, es decir, a hacer algo. Aprendemos haciendo, ya sea física o mentalmente, obteniendo una retroalimentación de la experiencia, reflexionando sobre esa retroalimentación, para luego ajustarla e incorporarla a nuestra comprensión. No es necesario que estas experiencias ocurran solamente en la escuela o en el aula. Pueden suceder en nuestro trabajo, en nuestro hogar, o en cualquier otro lugar.

    El Diseño de la Experiencia de Aprendizaje (LXD, por sus siglas en inglés) tiene como objetivo apoyar esta noción de aprender haciendo.

    Sus aspectos principales son dos: Centrarse en el alumno y brindarle experiencias. En otras palabras, la meta del LXD es guiar a una persona a tener experiencias que le permitan construir el conocimiento y las habilidades que necesita para desempeñarse en una tarea, trabajo, etc. Paradójicamente, los cursos de eLearning tradicionales dedican demasiado tiempo al contenido y no lo suficiente a diseñar experiencias de aprendizaje efectivas. Por lo general, dan por sentado que el contenido es lo más importante durante un aprendizaje, sin embargo, la experiencia lo es más. Las habilidades, el talento y el conocimiento se desarrollan principalmente mediante la práctica deliberada, el hacer, es decir, mediante la experiencia. El contenido es importante, por supuesto. Pero es solo a través de la experiencia que los empleados aprenden a utilizar e integrar ese contenido en su trabajo.

    También leer: eLearning centrado en el estudiante: 4 preguntas que debe hacerse para crear la mejor experiencia

    ¿Cómo es una experiencia de aprendizaje de eLearning?

    Una experiencia de aprendizaje refiere a la vivencia completa del alumno mientras interactúa con su curso de eLearning. Esto no significa solamente leer el contenido de la capacitación o realizar una evaluación, sino que incluye la experiencia general y holística en la que intervienen todos los elementos de su programa de capacitación: Desde tipografía y diseño gráfico, hasta elementos de usabilidad e interacción, opciones de recorrido de contenido y la organización general del material de aprendizaje. En este sentido, una buena experiencia de aprendizaje no apunta solamente a la aprobación de un examen y/o a la obtención de un certificado, sino que debe conducir a algún efecto enriquecedor para la persona, como por ejemplo, la construcción y/o transferencia de conocimientos, algún cambio de comportamiento, la reflexión sobre modelos y actitudes mentales, la inspiración, la recuperación de conocimientos, etc.

    Uno de los pioneros de LXD, Niels Floor, indica que una buena experiencia de aprendizaje debe ser:

    • Positiva (atractiva, gratificante, placentera),
    • Personal (social, única, auténtica)
    • Profunda (significativa, desafiante, duradera). 

    Haga una pausa y piense si sus cursos actualmente cumplen con estas 3 características.

    Los cursos de eLearning con el enfoque tradicional dedican demasiado tiempo al contenido y no lo suficiente a diseñar experiencias de aprendizaje efectivas.

    ¡Cambiar nuestro enfoque de creación de cursos es esencial es esencial para triunfar en la era digital!

    xLearning: Entre al mundo del Diseño de Experiencias de Aprendizaje

    Estamos en una nueva era en el desarrollo de eLearning. Nosotros, al ser una empresa de soluciones e-Learning y tecnologías de formación online, estamos constantemente revisando y reformulando todo lo que hacemos para mejorar día a día y estar a la vanguardia en la industria.

    Estas son solo algunas de las formas en la que estamos adaptándonos y le invitamos a hacer también a usted:

    • No diseñamos meramente aprendizaje, sino que diseñamos oportunidades. Oportunidades que permitan experimentar algo que conduzca de manera óptima al aprendizaje a través de esa experiencia. Estas oportunidades tratan de poner a sus alumnos en el centro, dándoles la ocasión de adquirir un aprendizaje memorable que se ajuste a su contexto, inquietudes e incluso en ocasiones a sus sueños y expectativas.
    • Aplicamos el Diseño de Experiencias de Aprendizaje para llevar la capacitación al siguiente nivel. Es posible que haya obtenido resultados aceptables sin este enfoque, especialmente si ya lleva tiempo en esta industria. Pero con esta práctica, sus cursos y capacitaciones tienen resultados sorprendentes. ¿Por qué? El Diseño de Experiencias de Aprendizaje es una alternativa de las formas tradicionales de formación. Con él, es posible avanzar hacia formas de aprendizaje y autodesarrollo más orgánicas, modernas e impactantes. Siendo que hoy en día los estudiantes son más exigentes con su educación, el Diseño de Experiencias de Aprendizaje le permitirá crear oportunidades realmente relevantes para sus estudiantes, ¡en línea, fuera de línea e incluso de forma híbrida!

    Centrarse en crear oportunidades de aprendizaje (es decir, experiencias) en lugar de "diseñar cursos", es un gran paso hacia la evolución del eLearning. Poner a los estudiantes en el centro hará que sus capacitaciones tengan mejores resultados.

    Aplique estos 3 consejos para pasar de diseñar solo cursos, a diseñar experiencias de aprendizaje efectivas:

    1. Enfóquese en el factor humano: Solucione problemas y promueva el aprendizaje social

    En primer lugar, la mejor forma de diseñar una experiencia de aprendizaje es trabajar hacia atrás, es decir, a partir de los resultados que pretenda lograr. Suena poco lógico, pero en realidad es mucho más sencillo e intuitivo de lo que aparenta. La clave está en que comience con una pregunta que necesita respuesta o con un problema que debe resolverse.

    Por ejemplo: "¿Cómo puedo enseñar a los agentes de ventas que luchan con objeciones de clientes a cerrar más ventas?" o "¿Cómo pueden los ejecutivos de mercadeo aprender a utilizar su tiempo de manera más eficaz?". A menudo, la pregunta no está completamente clara al principio. Incluso pueden haber preguntas subyacentes o preguntas relacionadas que sean más importantes. Lo fundamental es no perder el foco: Formular la pregunta correcta es el primer paso para una experiencia de aprendizaje más humana, más empática y más real.

    Crear diseños centrados en las personas le ayudará a ofrecer un curso completo en el que sus empleados se identifiquen, ya que les hará sentir que el curso fue creado especialmente para ellos. Esto hará que aumenten el compromiso y la satisfacción que obtienen tras completar cada módulo.

    En segundo lugar, al hacer énfasis en el factor social del aprendizaje, promoverá la interacción entre estudiantes y por ende, el intercambio de conocimientos entre pares, lo cual traerá múltiples beneficios:

    • Facilitará los modos de aprendizaje tanto formales como informales. 
    • Promoverá el aprendizaje activo.
    • Permitirá a los usuarios dirigir sus propias rutas de aprendizaje.
    • Minimizará la necesidad de orientación, asistencia y apoyo constantes.
    • Producirá un mayor ahorro, ya que el aprendizaje social reemplaza el dinero invertido por su empresa en orientación hacia los estudiantes.

    El Diseño de Experiencias de Aprendizaje le permitirá crear oportunidades realmente relevantes para sus estudiantes, ¡en línea, fuera de línea e incluso de forma híbrida!

    También leer: Aprendizaje social: cómo aplicarlo en sus programas eLearning

    2. Diseñe rutas para estructurar la experiencia de aprendizaje

    El contenido de un curso online tiene como objetivo proporcionar herramientas para que el colaborador pueda realizar una tarea. Ahora bien, en estos cursos no sólo importa qué contenidos se van a impartir, sino también cómo éstos van a ser estructurados. ¿A qué nos referimos con esto? La estructura del contenido indica el orden más lógico en el que debe presentarse el contenido para garantizar la correcta realización de una tarea.

    Para lograr esto, recomendamos que agrupe en módulos los contenidos que cubran temas similares y cumplan con objetivos de aprendizaje relacionados. Estos módulos deben ser impartidos comenzando por los contenidos más simples e ir escalonadamente hacia los más complejos. De esta manera, los alumnos desarrollarán sus conocimientos a un ritmo manejable que los hará sentir seguros y recompensados por sus esfuerzos de aprendizaje, además de que podrán implementar sus nuevas habilidades o conocimientos con éxito.

    Veamos un ejemplo de esto. En un curso de eLearning, el primer contenido de un módulo puede tener como objetivo dotar a los alumnos de una comprensión básica de un concepto o la capacidad de recordar información. Por lo tanto, debe incluir definiciones y explicaciones, y quizás algunos ejemplos simples en forma de notas o una infografía. A medida que avanza el curso, puede incluirse un contenido que se centre más en la práctica y en las oportunidades para que los alumnos midan su propio aprendizaje. Para ello, un recurso útil son los cuestionarios con comentarios automáticos. Y así, sucesivamente hasta que el estudiante completa el curso. 

    También leer: Diseñe rutas de aprendizaje personalizadas para sus programas eLearning

    3. Micro experiencias: Muchas pequeñas lecciones crean una experiencia de aprendizaje más impactante

    La principal razón por la que los empleados no se sienten comprometidos con el aprendizaje en el lugar de trabajo es por falta de tiempo. La próxima vez que haya creado un curso de eLearning demasiado complejo y largo en pos de incluir todos los temas posibles, recuerde conectar con la esencia de lo que quiere transmitir. Aquí es donde entran en juego las micro-experiencias: Al hacer un diseño de aprendizaje más pequeño, se están abriendo posibilidades para el microaprendizaje diario, y cualquier lección, por más pequeña que sea, conduce a un aprendizaje más impactante.

    Generalmente, las lecciones de microaprendizaje llevan de 2 a 7 minutos. Esto permite que un empleado promedio pueda tomarse un tiempo cada día para su desarrollo profesional. Saber que aprender solo tomará menos del 1% del día, hace que sea mucho más fácil comprometerse con esta tarea de forma continua. Además, es más fácil concentrarse en lecciones cortas, por lo que el proceso de aprendizaje se vuelve más comprensible y llevadero.

    A largo plazo, con los avances de las tecnologías y la IA, la línea que separa el aprendizaje del trabajo será cada vez más delgada. Por ejemplo, Google Glass y otros dispositivos de realidad aumentada ofrecerán experiencias de microaprendizaje opcionales antes y después de un momento de necesidad, cambiando para siempre la forma en que hablamos sobre el aprendizaje en el lugar de trabajo.

    También leer: ¿Qué son los Micro Momentos? ¿Y cómo aprovecharlos en su estrategia de eLearning?


    La industria de eLearning están cambiando día a día, no sólo para ofrecer un mejor producto a los usuarios (estudiantes), para que adquieran aprendizajes útiles y duraderos...pero también para generar resultados tangibles a las empresas.

    ¡No se quede atrás! Priorice el Diseño de Experiencias de Aprendizaje y lleve sus cursos y capacitaciones al siguiente nivel.

    Otra lectura recomendada: Diseño de Experiencias de Aprendizaje - la nueva forma de crear eLearning

    New call-to-action


     

    Diana Cohen
    Diana Cohen
    Education Writer | eLearning Expert | EdTech Blogger. Creativa, apasionada por mi labor, disruptiva y dinámica para transformar el mundo de la formación empresarial.

    Artículos relacionados

    ¿A quién se dirige su curso e-learning? La guía definitiva para trazar un perfil detallado

    En artículos anteriores hemos mencionado por qué conocer a la audiencia meta es una de las reglas fundamentales de cualquier tipo de comunicación efectiva - incluyendo un curso eLearning. Entender a quién se dirige el curso le brinda perspectiva sobre el contexto de sus colaboradores, lo cual le ayuda a seleccionar mejor el material adecuado; decidir cuál es la estrategia instruccional más efectiva; elaborar un mensaje más enfocado; incluir los medios correctos para transmitir el mensaje; y crear una experiencia de aprendizaje donde los colaboradores se sienten apoyados. Además, le facilita crear un plan instruccional diseñado especialmente para su audiencia, con el tono, estilo, lenguaje y contenido adecuado.

    e-Learning corporativo: ¿por qué no están algunas empresas logrando los resultados esperados?

    ¿No se supone que el eLearning es un éxito y va a transformar mi empresa? Si esto es cierto, pero ¿por qué no estamos obteniendo resultados positivos? La respuesta a esta pregunta puede ser más simple de lo que cree. Independientemente de su tamaño o industria, existen algunos problemas comunes que parecen hacer tropezar continuamente a los encargados de capacitación y desarrollo.

    6 estrategias para adaptar la formación online al colaborador moderno

    El entorno de trabajo moderno es muy diferente a como era tan solo hace un año. Las empresas se encuentran con el desafío de ofrecer más y mejores programas eLearning que se adapten al nuevo contexto y las cambiantes necesidades de los colaboradores modernos. Sin un conocimiento claro de las necesidades de sus trabajadores, los programas de eLearning están destinados al fracaso; de hecho, algunas tasas de finalización de cursos en línea son tan bajas como el 4% debido a la falta de conocimiento de la audiencia a la que se dirigen. A medida que evolucionan la tecnología, las necesidades de sus colaboradores y el contexto empresarial, se hace necesario que las organizaciones continuamente adapten sus cursos de eLearning. Asegúrese de poner atención a estas tendencias: