BlogSHIFT eLearning

Nuestro blog proporciona las mejores prácticas, consejos, ideas y tips de capacitación corporativa, diseño instruccional, eLearning y mLearning.

Para visitar el blog en inglés haga clic aquí
    All Posts

    Errores de diseño que pueden arruinar el éxito de su curso eLearning

    Diez segundos. El tiempo que toma revisar el celular es todo el tiempo que usted tiene para causar una primera impresión. Esto aplica para e-learning también. Puede que las personas que tomen su curso tengan como objetivo aprender; sin embargo, juzgarán lo que usted haya diseñado antes de siquiera empezar a leerlo. Y lo harán en un instante. 

    La primera impresión es la que cuenta dice aquel del dicho popular.  En general, las primeras impresiones se caracterizan por ser momentáneas. No obstante, la cantidad cada vez más grande de información que nos arrojan en línea hace que sea necesario causar una impresión rápida y que marque la diferencia. 

    Para evitar que este impacto inicial sea negativo, usted debe seguir las siguientes tres indicaciones:

    1. Sea consciente de lo que sus alumnos necesitan,
    2. Guíese por buenos principios de diseño (Leer: Los principios del diseño que debe saber antes de comenzar su próximo curso eLearning.) 
    3. Haga pruebas una, dos y hasta tres veces antes de lanzar su curso.

    Para nosotros, un «buen» diseño de e-learning es aquel que es memorable para las personas y práctico en situaciones diarias reales. Por el contrario, un «mal» diseño comprende todos los errores comunes que enumeramos a continuación.

    Continúe leyendo para descubrir cuáles son estos errores tan fáciles de cometer que están arruinando la primera impresión que tienen las personas sobre sus cursos.

    Error #1: No incluir títulos o incluir títulos que no dicen nada

    Si usted se enfoca en el texto en la pantalla y no considera incluir títulos, perderá una oportunidad importante para vender el WIIFM (What’s in it for Me?), en español «¿y yo qué gano con eso?», de su contenido a su audiencia. Incluir en las pantallas un título descriptivo y con alto factor de relevancia comunica rápidamente a las personas porqué deben continuar leyendo.

    Desafortunadamente, muchos diseñadores de e-learning no incluyen un título del todo o bien no definen un título claro y llamativo en las pantallas. El hecho de que usted entienda a la perfección de qué se trata el contenido no asegura que sus alumnos también lo hagan. Si omite este corto pero esencial paso, la primera impresión que se llevarán sus colaboradores los confundirá y quizás frustrará, ya que no tendrán una idea clara que los atraiga a seguir leyendo.

    Títulos efectivos: Es mejor tener un título a medias que no tener título, pero en realidad lo ideal es tener uno  QUE CAPTE LA ATENCIÓN. Es decir, usted debe apelar a las necesidades actuales de sus estudiantes y ser relevante. Por ejemplo: «Servicio al Cliente» como título no es tan efectivo como «Consejos de Servicio al Cliente para Lidiar con Clientes Molestos». El segundo es mucho más descriptivo y sería relevante para su audiencia. 

    También leer: Cómo hacer que el diseño eLearning llame la atención: 5 técnicas

     

    Error #2: Las imágenes no se relacionan con el contenido 

    Si al diseñar un curso e-learning sobre estrategias de telemercadeo lo primero que usted piensa es: «Ok, telemercadeo... Supongo que pondré una imagen de una mujer usando un auricular», entonces usted va por mal camino. Si bien esa imagen sería ligeramente acorde con la temática del curso, en realidad no agrega nada; es irrelevante; es simplemente una decoración. Colocar imágenes solo para poner algo en la pantalla es una buena manera de distraer al usuario y hacer que pierda la concentración, ya que rápidamente se percatará de que su texto no tiene sentido.

    No importa qué tan bonita o de tan buena calidad es una imagen, si no es relevante y aporta valor al contenido, entonces es mejor no incluirla. Aunque su espíritu diseñador le grite que agregue algo - lo que sea - para cubrir un espacio en blanco en una pantalla, en e-learning lo relevante pesa más que el atractivo estético.

    También leer: Elementos de diseño para la creación de un curso eLearning eficaz

     

    Error #3: La información no aparece en orden de prioridad en la pantalla

    Además de no saturar la pantalla con imágenes que no vienen al caso, usted debe asegurarse de que la estructura de su contenido sea fácil de digerir. El atractivo estético o una astuta redacción no tienen tanto valor si su audiencia no logra consumir la información de una forma efectiva y encontrar lo que está buscando sin mucho esfuerzo. 

    Para facilitarle las cosas a las personas que están tomando su curso, usted debe asegurarse de que su diseño fluya de forma natural. La idea es que sus colaboradores identifiquen la información más crítica primero y que luego lean el resto según un orden de importancia. 

    ¿Cómo lograr esto?

    • Jerarquía visual: Mediante la jerarquía visual se crea un punto focal o de entrada en la pantalla, a partir del cual el usuario empieza a leer la información más relevante primero, dejando en segundo plano los elementos menos importantes. Normalmente las personas determinan la importancia de los objetos que aparecen en una página basándose en ciertos detalles y en cómo están posicionados. Esto lo hacen de forma inconsciente e inmediata, así que asegúrese de orientarlos hacia lo más importante primero. De no ser así, el contenido estará rogando por atención o bien pasará desapercibido. Esto sería una situación caótica y desordenada que confundiría al alumno y no le permitiría saber qué leer primero porque todo - o nada - parece importante.
    • Elementos de diseño para dar indicaciones al participante: Use colores, fuentes, espaciado, contrastes de color y otros elementos como estos para guiar la mirada del usuario a lo largo de la pantalla.
      Encuentre un resumen sobre jerarquía visual aquí: Herramientas de Diseño para Crear Jerarquía Visual en e-learning. 

    Error #4: Su diseño no funciona en todos los dispositivos 

    Si sus colaboradores, al ingresar al curso en sus teléfonos móviles, tienen que hacer zoom para leer el texto, se están viendo forzados a hacer trabajo extra sin razón alguna, lo cual causa una mala primera impresión. Ya no cabe duda: sus cursos deben contar con diseño "responsive" o adaptativo. Los trabajadores modernos así lo exigen hoy en día. Ellos esperan que su curso sea fácil de ver en cualquier dispositivo, en el momento en que lo necesiten.

    Con herramientas como SHIFT a su alcance, usted ya no tiene excusa para no diseñar un curso que puede ser visto en un teléfono, una tableta u otro dispositivo. Elija una plantilla adaptativa, publique su curso y vea cómo funciona en cualquier dispositivo (teléfono celular, tableta o computadora) de forma automática. 

    Leer más: Por qué el responsive eLearning es esencial para satisfacer las necesidades del estudiante moderno

     

    Error #5: Hay demasiado texto en la pantalla

    Repita conmigo: «¡No tengo que poner TODO en una sola pantalla!»

    En ocasiones, arrojar toda la información que se pueda es tentador (¡y fácil!); sin embargo, toda información que no enseñe REALMENTE a sus colaboradores lo que necesitan saber en ese momento es información que no debería ser incluida. Su objetivo no es no llenarlos de datos irrelevantes; es lograr que entiendan la información más importante y así se desempeñen mejor en sus trabajos.

    El exceso de información no solo saturará la pantalla sino que también desgastará la capacidad de concentración de sus colaboradores, por lo que podrían dejar pasar información importante. Además, al percatarse de que una gran parte del texto no es importante, sus trabajadores podrían decidir solo ojear el texto o saltarse módulos, lo cual aumenta la probabilidad de que omitan información que sí es importante. 

    Por fortuna, usted puede evitar estos errores aplicando los siguientes principios de diseño básicos y así mejorar el aspecto estético de la pantalla sin sacrificar su relevancia:

    • Simplicidad - si bien el atractivo estético es importante, en diseño, la mayoría del tiempo, menos es más. Asegúrese de que los elementos que agregue contribuyan a su meta: enriquecer la experiencia de aprendizaje. El Arte de la Simplificación en el Diseño de e-learning
    • Consistencia - apéguese al esquema de color que escogió. Punto. Si bien usted puede cambiar elementos específicos en ciertas situaciones, hacerlo de forma desordenada confundirá al lector y no captará su atención. Métodos para Asegurar Consistencia Visual en e-learning
    • Espacio en blanco - aproveche el espacio en blanco. En muchas ocasiones el espacio en blanco alrededor de los elementos atrae más atención que un borde elaborado o detalles decorativos. 

    También leer:

    Cómo evitar la sobrecarga visual en su curso eLearning

    10 consejos para diseñar un curso eLearning sin ser diseñador gráfico


    estrategias-elearning


     

    Diana Cohen
    Diana Cohen
    Education Writer | eLearning Expert | EdTech Blogger. Creativa, apasionada por mi labor, disruptiva y dinámica para transformar el mundo de la formación empresarial.

    Artículos relacionados

    ¿Por qué y cómo medir el engagement en eLearning?

    En el mundo del e-learning, usted, como líder de formación, invierte una cantidad significativa de tiempo y recursos para desarrollar cursos que prometen transformar el desarrollo profesional de su equipo. Sin embargo, a menudo enfrentamos un desafío común: aunque los cursos están bien diseñados, muchos colaboradores simplemente no se enganchan ni interactúan con el material de manera efectiva. Este es un punto crítico, porque si los colaboradores no están verdaderamente comprometidos, el aprendizaje no se absorbe ni se aplica como debería. Esto lleva a que el potencial impacto de estos programas de e-learning no se materialice completamente. La pregunta clave entonces es, ¿cómo podemos cambiar esta dinámica?

    Del eLearning a la acción: Técnicas para que sus colaboradores apliquen sus conocimientos en el trabajo

    En un mercado laboral donde las habilidades evolucionan más rápido que nunca, usted, como líder de capacitación, enfrenta el imperativo de no solo mantener a su equipo actualizado, sino de asegurarse de que puedan aplicar efectivamente estas nuevas habilidades. Estamos en medio de una revolución de habilidades, una era donde los requerimientos cambian continuamente y el aprendizaje debe ser no solo rápido, sino también profundamente relevante y aplicable. Sin embargo, en este torrente constante de nuevos conocimientos —un fenómeno que hemos llegado a conocer como "infoxicación" donde la cantidad abrumadora de información puede desorientar y sobrecargar a los colaboradores— surge un gran reto: el aprendizaje pierde su valor si no se traduce en acción.

    3 estrategias clave para maximizar el engagement en sus cursos eLearning

    En la era actual del eLearning, la métrica de éxito ha evolucionado significativamente. Ya no basta con preguntar si los colaboradores completaron un curso; lo crucial es medir cuánto interactuaron y se involucraron con el contenido ofrecido. Este enfoque cambia la narrativa de la formación online de una simple verificación de cumplimiento a una evaluación profunda del engagement.